¿Qué Dieta Para El Colesterol Alto Debo Comer?

¿Qué Dieta Para El Colesterol Alto Debo Comer?
5 (100%) 1 vote

Hola amigos, esperamos que se encuentren muy bien. El tema de hoy es ¿Qué dieta para el colesterol alto debo comer? Por eso aquí te diremos como hacerlo, no dejes de leernos.

Es fácil llegar a un nivel de colesterol alarmantemente alto. Lo contrario también es cierto, cambiar los alimentos que ingiere puede reducir el colesterol y mejorar la armada de grasas que flota en el torrente sanguíneo.

Hacer esto requiere una estrategia en 2 frentes, agregue alimentos que reduzcan el LDL, la dañina partícula portadora de colesterol que contribuye a la arteriosclerosis que obstruye las arterias. Al mismo tiempo, reduzca los alimentos que aumentan el LDL. Sin ese paso, estás participando en una acción de espera en lugar de una victoria constante y sabrosa.

¿Qué Dieta Para El Colesterol Alto Debo Comer?

Qué Dieta Para El Colesterol Alto Debo Comer

Existen diferentes alimentos que pueden reducir el colesterol de diversas maneras. Algunos de estos conceden la buena fibra soluble, que une nuestro colesterol con sus predecesores en el sistema digestivo y los empuja fuera de tu cuerpo antes de que estos entren en la circulación.

Avena

Un paso muy fácil para mejorar el colesterol es tomar un vaso de avena fría para comenzar el desayuno. Esta la puedes preparar solo con agua o le puedes agregar leche para cambiar el sabor y la textura. Del mismo modo puedes hacerla con las hojuelas o con la harina de avena.

Cebada y otros granos enteros

Igual que la avena y los granos enteros la cebada juega un papel bastante fundamental ya que hace que estos te protejan de las enfermedades cardiovasculares. Es necesario incluir a nuestras dietas para gozar de una buena salud.

Frijoles

Los frijoles son especialmente ricos en fibra soluble. Del mismo modo toman un tiempo para que este sea digerido por el cuerpo, esto significa que deberías sentirte lleno por mucho más tiempo después de comer. Esta es una de las múltiples razones por las que comer frijoles se consideran un alimento muy útil para esas  personas que intentan bajar un poco de peso.

Berenjena y okra

Estas 2 verduras bajas en calorías son buenas fuentes de fibra soluble.

Nueces

Algunos estudios demuestran que la ingesta de las almendras, las nueces, el maní y otras nueces son  muy  buenas para la salud del  corazón. La  ingesta  de un poco de estas durante el día ayuda a reducir lentamente el colesterol de una manera natural y  simple. Las nueces contienen muchos nutrientes agregados que protegen tu corazón de diferentes maneras.

Aceites vegetales

Usar algunos aceites vegetales como la canola, el girasol, el cártamo y otros en lugar de la mantequilla, la manteca o la manteca al cocinar o en la mesa ayuda a reducir el LDL.

Manzanas, uvas, fresas, cítricos

Estas frutas son ricas en pectina, un tipo de fibra soluble que reduce el LDL.

Alimentos fortificados con esteroles y estanoles

Los esteroles y estanoles extraídos de las plantas reducen la capacidad del cuerpo para absorber el colesterol de los alimentos. Todas las empresas de alimentos están agregando los  productos  alimenticios que van desde la margarina, las barras de la  granola hasta los jugos de naranjas y sin  dejar  atrás  el  chocolate.

De la misma  manera están disponibles también  como suplementos. Se  pueden  obtener unos pocos gramos de esteroles o estanoles durante el día para asi lograr reducir el colesterol en  un bajo porcentaje.

Peces grasos

Comer pescado 2 o 3 veces a la semana reduce  el colesterol de 2 formas, la primera es sustituyendo la carne, que contienen grasas rebosadas las cuales aumentan el colesterol, y a  su vez libera las grasas en omega que estas disminuyen el mismo.

Y la segunda forma es utilizando el Omega3 somete los valores de triglicéridos y del mismo modo protegen el corazón al ayudar a prevenir la aparición de ritmos cardíacos anormales.

Suplementos de fibra

El LDL dañino se arrastra hacia arriba y el HDL protector se desplaza hacia abajo en gran parte debido a la dieta y otras elecciones de estilo de vida. Los genes también juegan un papel, algunas personas están genéticamente programadas para responder más rápidamente a lo que comen, pero los genes no son algo que puedas cambiar. Aquí hay 3 cosas que puedes hacer:

  • Grasas saturadas: Las fuentes típicas de grasas saturadas incluyen productos de origen animal, como la carne roja, productos lácteos enteros y huevos, y también algunos aceites vegetales, como aceite de palma, aceite de coco y manteca de cacao. La grasa saturada puede aumentar sus niveles de colesterol LDL “malo”. Pero también tiene algunos beneficios: reduce los triglicéridos y eleva los niveles de colesterol “bueno” HDL.

El papel de la grasa saturada en la enfermedad cardíaca se encuentra actualmente en debate. Por ahora, es mejor limitar su consumo de alimentos ricos en grasas saturadas.

  • Grasas trans: Las grasas trans son un subproducto de la reacción química que transforma el aceite vegetal líquido en margarina o manteca sólida y evita que los aceites vegetales líquidos se pongan rancios.

Estas grasas no tienen ningún valor nutricional, y sabemos con certeza que son perjudiciales para la salud del corazón. Las grasas trans aumentan el colesterol LDL y los niveles de triglicéridos al tiempo que reducen los niveles de colesterol HDL.

  • Peso y ejercicio: Tener sobrepeso y no hacer ejercicio afecta las grasas que circulan en el torrente sanguíneo. El exceso de peso aumenta el LDL dañino, mientras que la inactividad reduce el HDL protector. Perder peso si es necesario y hacer más ejercicio revierte estas tendencias.

Agregar varios alimentos para reducir el colesterol de diferentes maneras debería funcionar mejor que enfocarse en 1 o 2.

Una “cartera dietética de alimentos para bajar el colesterol” ampliamente vegetariana reduce sustancialmente el LDL, los triglicéridos y la presión arterial. Los principales componentes de la dieta son muchas frutas y verduras, granos integrales en lugar de altamente refinados, y proteínas en su mayoría de las plantas.

Agregue margarina enriquecida con esteroles vegetales; avena, cebada, psyllium, okra y berenjena, todas ricas en fibra soluble; proteína de soya; y almendras enteras.

Por supuesto, pasar a una dieta para reducir el colesterol requiere más atención que tomar una estatina diaria. Significa expandir la variedad de alimentos que generalmente coloca en su carrito de compras y acostumbrarse a nuevas texturas y sabores. Pero es una forma “natural” de reducir el colesterol, y evita el riesgo de problemas musculares y otros efectos secundarios que afectan a algunas personas que toman estatinas.

Igualmente importante, una dieta que sea rica en frutas, verduras, frijoles y nueces es buena para el cuerpo de una manera que va más allá de reducir el colesterol. Mantiene la presión arterial bajo control. Ayuda a las arterias a mantenerse flexibles y receptivas. Es bueno para los huesos y la salud digestiva, para la visión y la salud mental.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *